Las plantas eólicas de Cuenca empiezan a producir energía limpia

70
energías renovables

Campillo II y III han empezado ya a producir su primer kilovatio de energía limpia

Campillo II y Campillo III de 87,5 MW cada uno, han supuesto todo un reto. Estas son las plantas eólicas más altas de Endesa en España. Con 120 metros de altura que permiten optimizar la potencia instalada reduciendo el impacto de estas instalaciones en la zona.

Además, la filial renovable de Endesa, Enel Green Power España, ha adoptado medidas medioambientales de protección de la fauna y flora local. Aquello con el fin de integrar la tecnología y el ambiente.

Para Luca Capuozzo, director de ingeniería y construcción de la filial renovable de Endesa, EGPE, “los proyectos de Campillo II y III han supuesto no solo un reto por sus dimensiones, sino porque aquí hemos adoptado las mejores prácticas internacionales que han servido de ejemplo a nivel nacional”.

Además indica que gracias a un equipo de personas excepcionales propias y de contratistas se ha podido acelerar la construcción adelantando la puesta en servicio del proyecto. Así se refuerza el mix de generación renovable en nuestro país.

Las instalaciones

En la construcción de Campillo II y III Endesa ha invertido 174 millones de euros. Una vez operativas llegarán a producir 452 gigavatios hora al año (GWh). Es decir, el consumo energético de una ciudad como Cuenca durante un año y medio.

Estas instalaciones se han construido en tiempo récord gracias a las cerca de 300 personas que han estado trabajando en su construcción desde el mes de febrero.

Endesa ha tenido como objetivo que la mano de obra fuera local. En total, hasta la fecha, se han formado a 23 personas del entorno de las instalaciones renovables, fomentando la participación de desempleados y mujeres. El 31% de la mano de obra de estas construcciones ha sido de la provincia de Cuenca.

Además, se ha primado la contratación de empresas locales, 10 en total, que están generando empleo de forma indirecta gracias a la actividad de Endesa en Cuenca.

La alianza

Los parques eólicos de Campillo han sido pioneros a la hora de realizar el proyecto, ya que se ha firmado una “Alianza” con las empresas encargadas de ejecutar las obras. Dicha Alianza promueve la comunicación entre los diferentes contratistas y EGPE, buscando aprovechar sinergias y poner en común ideas y experiencias.

Gracias a esa colaboración se intenta mejorar tanto la seguridad y salud de la obra como reducir riesgos, costes extra e incluso mejorar los plazos de ejecución del proyecto.

Campillo I, II y III producirán cuando estén operativas a finales de este año, aproximadamente 660 GWh al año. Es decir, más del doble del consumo anual de una ciudad como Cuenca.

El proyecto cuenta también con 3 subestaciones eléctricas y 2 líneas de alta tensión para llevarse a cabo. Asimismo, se ha estado en diálogo continuo con los principales representantes locales y de la Administración competente. Esto con el fin de consensuar el desarrollo de las obras para generar el menor impacto ambiental.

El Mundo Ecológico / Endesa