Badajoz cuenta con nueva capacidad renovable gracias a cuatro plantas solares

115
Planta solar Tierra de Badajoz

Endesa, a través de su filial Enel Green Power España (EGPE), ha puesto al servicio nuevas plantas solares en Badajoz.

Las plantas esta ubicadas en Tierra de Badajoz, municipio de Badajoz y Agripa, y Gémina y Alaudae, en el municipio Pacense de Lobón. Endesa ha invertido en la construcción de estas instalaciones 126 millones de euros, aplicando la última tecnología y primando la contratación de mano de obra local.

De hecho, más de 1.000 personas han estado trabajando en la construcción de estos proyectos con una media del 30% de mano de obra local contratada gracias al plan de Creación de Valor Compartido que la filial renovable de Endesa, EGPE, aplica a la hora de poner en marcha sus instalaciones.

Precisamente para fomentar esta contratación local, Endesa ha llevado a cabo cursos de formación a más de 130 desempleados de la zona. Estos cursos buscan primar su contratación a la hora de construir las nuevas instalaciones.

“Contar con personas del entorno ha sido importante para nosotros a la hora de construir nuestras instalaciones con elevados estándares de seguridad, protección medioambiental y calidad. Esto asegura su funcionamiento óptimo y la integración con el entorno”, ha señalado Luca Capuozzo, director de ingeniería y construcción de EGPE.

Capacidad de las nuevas plantas

La planta solar Tierra de Badajoz cuenta con 48,8 MW de potencia, por lo que tendrá una producción anual de 102 GWh. El objetivo es evitar la emisión a la atmósfera de 83.848 toneladas de CO2 al año.

Por su parte, las plantas solares de Agripa, Gémina y Alaudae de 136 MW de potencia total tendrán una producción anual de 294 GWh. Aquello evitará la emisión a la atmósfera de 240.939 toneladas de CO2 al año.

La construcción de estos proyectos se ha basado en el modelo de “Sitio de Construcción Sostenible” de Enel Green Power España, utilizando la última tecnología y aplicando sistemas innovadores que han permitido reducir el impacto ambiental durante la ejecución de la obra.

Lo anterior es el caso de la E-House utilizada para albergar los equipos electrónicos en las plantas solares puestas en marcha en Lobón. Esta instalación prefabricada ha reducido el uso de materiales en un 60%.

El Mundo Ecológico / Endesa