Compartir coche, una opción económica y sostenible para este verano

La plataforma Amovens presenta las vacaciones anticrisis bajo el paraguas del carpooling La crisis agudiza el ingenio de los españoles que buscan vacaciones más económicas. El camping, los vuelos de ultimísima hora, los autobuses, compartir coche y elegir el destino en función de las ofertas son las principales tácticas del español para disfrutar de unas vacaciones más baratas. Las playas menos conocidas, la visita al pueblo o Grecia se consolidan como los destinos más demandados para unas vacaciones anticrisis. Uno de los sistemas para ahorrar costes y poder desplazarse es el carpooling, el poder compartir coche para desplazarse de un punto a otro, a través de plataformas como Amovens.  

Una encuesta realizada a 3.500 europeos por la consultora Ipsos para el grupo Europ Assistance, afirma que en España baja el número de viajes en 14 puntos con respecto al año pasado. Así mismo, el gasto medio sube 74 euros y se enmarca en los 1.863 euros, siendo España e Italia los únicos países europeos que no llegan a los 2.000 euros para el presupuesto estival.

El consumo colaborativo cobra fuerza para frenar a la crisis y muchos españoles ya lo usan para obtener un dinero extra. Plataformas como CouchSurfing para alquilar el sofá de tu casa, o la de Airbnb que permiten el alquiler de casas entre particulares son dos grandes opciones para ahorrar algo de dinero. Otras alternativas, como la de compartir coche permiten conocer gente, ser más respetuoso con el medio ambiente y viajar de forma más económica.

Este mes comienza la ‘operación salida’ que coincide con el periodo vacacional. Según la DGT entre los meses de julio y agosto se producirán más de 80 millones de desplazamientos, siendo los lugares de costa y el litoral los más frecuentados. Por otro lado, grandes ciudades como Madrid y Barcelona, ven sus carreteras de salida colapsarse durante horas. Para los viajeros, estos atascos encarecen el coste de su viaje, debido a los precios elevados de la gasolina.

Frente a este problema, compartir coche con otras personas que realizan el mismo recorrido es una solución sencilla para reducir los costes de los desplazamientos para los viajeros, y al mismo tiempo, reducir los embotellamientos. Para que las personas puedan coordinarse y compartir su viaje, Amovens ofrece un sistema que permite a los usuarios contactarse, publicando sus rutas, indicando los asientos que queden libres en su vehículo para encontrar compañeros de viaje que vayan a realizar el mismo trayecto. Los usuarios también pueden buscar recorridos viendo los anuncios ya publicados por otros, y reservar sus plazas, como si se tratar de billetes de autocar o de tren.

Las cifras no dejan lugar a dudas: cada día en nuestro país se desaprovechan 160 millones de asientos de coche en trayectos de todo tipo. Si sólo un 2% de los automovilistas compartieran coche se ahorrarían diariamente más de 3.500 toneladas en emisiones de CO2 y hasta 2 millones de euros en gasolina. Al compartir coche, las ventajas son claras: se desplaza un menor número de vehículos, con lo que se reducen los atascos en nuestras carreteras, los viajes resultan mucho más económicos y se contribuye a la mejora del medioambiente al disminuir las emisiones de CO2.

Además, los usuarios de Amovens que inviten a sus amigos a registrarse en el portal de coche compartido recibirán un euro en gasolina.

El Mundo Ecológico – Amovens

Share This Post

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Habla con EME