El 67% de los españoles prescindirán de la calefacción para hacer frente a la subida de los precios

96
Electricidad en los hogares
Detail of residential highrises

La calefacción ya es un servicio de lujo. Así lo evidencia el estudio de EcoFlow

Con el invierno en su máximo apogeo, el uso de los sistemas de climatización se ha convertido en uno de los grandes dilemas de los hogares españoles que asisten al imparable crecimiento de los precios.

Con unos niveles históricos de inflación, el 67% de los españoles afirma disminuir o renunciar a utilizar la calefacción durante los meses de invierno para hacer frente a la factura de la luz.

Así lo indica el estudio de EcoFlow, compañía especializada en el desarrollo de soluciones de energía portátil y sostenible, El futuro energético en riesgo: ¿están los españoles preparados para conectarse a la nueva era de la energía sostenible? Un informe que analiza los hábitos y retos del país en términos de consumo energético.

Que la calefacción haya pasado a ser un servicio de lujo para casi 7 de cada 10 españoles, es un dato que destaca. Esta es la realidad de una parte de la población, una situación que es especialmente grave en algunas zonas de España a causa del invierno.

El encarecimiento de los servicios

Parece de ciencia ficción que en pleno siglo XXI los hogares españoles tengan que decidir entre pasar frío y comer. Pero lo cierto es que el elevado coste de la luz hace que la calefacción se convierta en un servicio al alcance de unos pocos.

“La subida de precios empuja a la población a vivir con un continuo malabar para llegar a fin de mes. El encarecimiento del nivel de vida obliga a muchas familias a cambiar la forma en que consumen energía para necesidades básicas como la vivienda o los carritos de la compra”, dijo Ryan Xing, director regional de EcoFlow Europe.

“Por ello, desde EcoFlow trabajamos en el despliegue de nuevas formas de suministro eléctrico. El obejtivo es que estas sean accesibles para todos y con un impacto positivo sobre la factura de la luz y el ambiente. Nuestros productos basados en la energía solar son el aliado perfecto para oxigenar el gasto del primer mes del año”, añade Xing.

Hábitos de consumo energético que viran hacia una vida recortada y austera

Poniendo el foco en los hábitos actuales, el estudio de EcoFlow revela que este año los españoles se van a apretar el cinturón en cuestiones energéticas para hacer cara a la subida de los precios.

Un dato que pone de manifiesto la preocupación real por el incremento del coste del kW es que el 83% de la población española afirma haber modificado ya algunos de sus hábitos de consumo en el hogar.

Lidera el ranking de las principales restricciones el control de uso de los electrodomésticos que más energía necesitan. Por ejemplo, el lavavajillas y la lavadora, con un 71,8%, seguido del apagado completo (sin dejarlos en modo suspensión) de los aparatos con un 37,9%.

Otra medida para paliar la subida del precio del kW es la renuncia al ocio (39,5%), entendido como restauración, cine o suscripciones a plataformas de entretenimiento. Ambas parcelas empiezan a resentirse con la subida generalizada de los precios y la necesidad de hacer frente a cuestiones básicas.

El miedo al desabastecimiento energético es una preocupación real entre la población española

A la inflación tenemos que sumarle otra inquietud más: el miedo a los posibles cortes en el suministro energético que pudieran llegar en un futuro cercano a España. Los conflictos al Este de Europa han acrecentado la inseguridad en torno a la garantía en el suministro de los recursos actuales.

Aunque son muchas las voces que aseguran que no pasará, el resquicio de probabilidad que queda es suficiente para que el 70% de los españoles vea plausible un escenario de desabastecimiento energético en los próximos meses.

En este sentido, ante un eventual escenario de falta de suministro energético, los datos de EcoFlow indican que el 72,5% de los españoles no cuenta con un sistema de emergencia o backup para mantener el flujo de consumo energético en caso de necesidad.

Este dato evidencia que la sociedad española no está preparada para problemas en la red eléctrica actual. El backup en otros países es una práctica habitual, en España es una cuestión que no se pone en práctica. Se asume ajena al consumidor final, dejando en las instituciones y gobiernos la responsabilidad en su totalidad.

EcoFlow, una apuesta segura

La gama de baterías eléctricas y portátiles DELTA y RIVER, junto con los paneles solares de EcoFlow, son una apuesta que asegura el suministro energético en caso de situaciones de emergencia o fallos en abastecimiento del sistema eléctrico actual.

“Nuestro informe refleja que la sociedad española no está preparada para una situación de emergencia energética. Empresas como EcoFlow debemos promover la concienciación de la sociedad en ese sentido, manifestando y proponiendo lo fácil que es contar con un sistema de reserva energética basado en las renovables.

En este sentido, la conectividad entre nuestros productos de EcoFlow permite construir un ecosistema capaz de alimentar energéticamente un hogar teniendo el sol como única fuente de energía.

Además, la versatilidad y compatibilidad de nuestras baterías de la gama DELTA y RIVER con el 90% de los aparatos y electrodomésticos del hogar, hacen posible una realidad energética limpia, segura y libre sin dependencia de la red eléctrica actual”, concluye Ryan Xing, director regional de EcoFlow en Europa.

El Mundo Ecológico / EcoFlow