Microsoft impulsa sus objetivos climáticos en el tercer aniversario de su anuncio

43
Microsoft oficinas

En enero, se cumplió el tercer aniversario desde que la compañía anunció que sería negativa en carbono para el año 2030

Microsoft reconoce la necesidad de proteger los ecosistemas del mundo y reducir las emisiones de carbono. En este mes de enero se cumple el tercer aniversario del anuncio de los objetivos climáticos de la compañía de ser negativos en carbono para 2030 y eliminar las emisiones de carbono producidas desde su fundación para 2050.

Para esto, Microsoft ha nombrado a Melanie Nakagawa como directora de Sostenibilidad para continuar avanzando en su compromiso medioambiental. Desde este cargo, la directiva liderará la estrategia de Microsoft para acelerar su plan de reducción y, eventualmente, eliminación de su huella de carbono.

Nakagawa aporta a Microsoft casi dos décadas de experiencia en sostenibilidad ambiental en el ámbito de la política, los negocios y la tecnología. Este conocimiento será clave para el plan de la compañía.

Además, antes de su incorporación a Microsoft, trabajó como asistente especial del presidente de Estados Unidos y directora principal de Clima y Energía en el Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca. También ha liderado varias iniciativas climáticas de ámbito nacional e internacional.

Objetivos de Microsoft

Hoy, la compañía es neutra en carbono y el compromiso para 2030 es ser. Por un lado, negativa en términos de emisión de carbono y, por otro, positiva en agua, reabasteciendo más de la que consuma.

Para 2025, espera conseguir que el 100% del suministro energético que llegue a todas sus operaciones provenga de energías renovables. Otro de sus objetivos es que, para 2030, se generen cero residuos en las operaciones directas, y, para 2050, se haya eliminado de la atmósfera todo el carbono emitido por la compañía desde su fundación.

Los centros circulares

Igualmente, los centros de datos de Microsoft cada vez son más sostenibles. Microsoft ha adoptado un enfoque de vanguardia. Emplazando Centros Circulares en cada uno ellos contribuyen a la reutilización de servidores y componentes hasta en un 90% para el año 2025.

A medida que la nube crece, estos Centros Circulares se convertirán en una pieza clave para cumplir con su objetivo de reducir para 2030 un 55% de las emisiones de alcance 3 y la eliminación completa de su huella de carbono para 2050. Esta iniciativa convierte a Microsoft en el mayor comprador de créditos de carbono del mundo.

A través de la compra de energía renovable la compañía ha reducido sus emisiones de Alcance 1 y disminuido las de Alcance 2 en un 17%. Además, está añadiendo nuevas medidas para reducir las de Alcance 3, que se han visto incrementadas un 23% con respecto al año pasado.

Emisiones de carbono negativas, gestión del agua positiva y cero residuos

Microsoft ha llevado a cabo recientemente iniciativas para impulsar sus objetivos de sostenibilidad. La compañía construirá un nuevo Centro de Energía Térmica para el campus de Redmond y abrirá su cuarto y quinto Centro Circular -en Singapur y Chicago- para impulsar su objetivo de cero residuos.

También está trabajando para conseguir la certificación de neutralidad en agua (Net Zero) para la delegación de Silicon Valley. Esta cuenta con un sistema de recolección de agua de lluvia y una planta de tratamiento de desechos para garantizar que el 100% de agua no potable provenga de fuentes recicladas.

Un sistema integrado de gestión hídrica administra y reutiliza el agua de lluvia y las aguas residuales. Al reciclar, el campus ahorra aproximadamente 16,2 millones de litros de agua potable cada año.

Acelerando la innovación

Para Microsoft, es prioritario acelerar la innovación y ofrecer tecnología que ayude a sus clientes y socios a alcanzar sus metas de sostenibilidad.

El equipo de Melanie Nakagawa ya trabaja codo con codo con ellos para ofrecerles las mejores soluciones: cada trimestre se actualiza Microsoft Cloud for Sustainability, integrando nuevas capacidades y ampliando su ecosistema de datos medioambientales.

Con Cloud for Sustainability, Microsoft proporciona la inteligencia y las capacidades de gestión de datos que las organizaciones necesitan para responder a estos cambios con agilidad y confianza.

El objetivo de la compañía es un trabajo conjunto con sus clientes y partners para agilizar los procesos y objetivos de sostenibilidad de las organizaciones, independientemente de donde se encuentren en su viaje hacia la sostenibilidad.

Colaboraciones con organizaciones, gobiernos y ONG

Finalmente, Microsoft está trabajando junto a gobiernos, empresas y ONG para progresar en sus proyectos de sostenibilidad global. Entre las iniciativas que apoyará Microsoft se encuentran:

  • Ampliar el uso de datos relacionados con el clima para mejorar la IA, incluso por parte de las Naciones Unidas y en todo el Sur Global.
  • Promover nuevas leyes, políticas y regulaciones sobre el clima, la energía y la sostenibilidad.
  • Construir nuevos mercados para soluciones climáticas y de sostenibilidad, a través del Fondo de Innovación Climática de Microsoft y compras de eliminación de carbono.
  • Ayudar a desarrollar y respaldar las habilidades y el talento necesarios tanto para los roles especializados en sostenibilidad como para los trabajos existentes que exigirán ser conscientes de los retos medioambientales.

El Mundo Ecológico / Microsoft